Lejos, dejó de soñarte

Lejos, dejó de soñarte
otros mundos llenaron sus ojos
cuerpos y paredes le hablaron
montañas y cielos lúdicos envolvieron
enamoraron

Lejos, se sumergió en la profundidad de su vida
espacio de quietud
amor, risa, alegría
impactos, caminar en silencio, absorber, cada parte, todo a la vez
siempre a su lado

Lejos, se reconcilió con la aventura de querer
espacio de compartir
regocijo, amor, gozo
mirarse, andar sin premura, volver, ser juntos
otra vez

Pero siempre se regresa, siempre
espacio del pasado
imaginar, pensar, volver a soñar
y comenzó a regodear su silencio
como si tuviera que gritar todas las palabras calladas
la noche la acompaña en tal declamación sin sonido
tu mirada
tu cuerpo
convivir

Lejos, dejó de soñarte
y ahora, nuevamente, empiezas a estar cerca
pero ya no quiere más.

Estuvo lejos y dejó de soñarte

Michigan Lake, Chicago, mayo 2014

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.